Pereyra advirtió que empresas de servicios están negociando despidos

Pereyra advirtió que empresas de servicios están negociando despidos

El secretario general del Sindicato del Petróleo y Gas Privado de Neuquén, Río Negro y La Pampa, Guillermo Pereyra, expresó que la entidad sindical que representa se encuentra preparada “para cualquier situación”. Esto, ante una pregunta sobre posibles medidas de fuerza, en el contexto de suspensiones y las versiones sobre eventuales despidos en la industria.

Se sabe: el freno del barril de crudo obrado por la actual administración del gobierno nacional impactó en un parate en la industria petrolera que fue acrecentado por las medidas económicas que se tomaron para evitar una nueva disparada del dólar luego de las PASO. Entre ellas, una que profundizó el cuadro de situación: la imposibilidad de girar utilidades al exterior.

Hay unas 1600 suspensiones que tienen que ver con la actividad paralizada en las empresas de servicio”, resumió el gremialista.

“Están todos los sets de fractura paralizados; no se está perforando. Y es el escenario que tenemos hoy”, dijo Pereyra ante una consulta de +e, acerca de versiones de posibles despidos. “Si hay despidos por supuesto que habrá una reacción lógica del sindicato. Estamos preparados para cualquier situación que afecte a los trabajadores”, dijo el líder sindical.

Pereyra señaló que había mantenido una comunicación con la empresa HP, que esta le había informado sobre la posibilidad de unos 80 despidos. “Pero de inmediato pedimos la conciliación obligatoria; no se despidió al personal, y estamos en una negociación en el ámbito de Trabajo”, explicó.

Expresó que las otras compañías que realizan facturas en los pozos del shale, como Baker Hughes, Halliburton y San Antonio “mantienen personal suspendido” y “a otros los están llamando para arreglar económicamente”.

Esto es, dejar sus puestos de trabajo a cambio de una indemnización acordada, algo que “algunos están agarrando, lo que es un gran error”, consideró el sindicalista.

Pereyra lamentó el actual panorama caracterizado “por la incertidumbre acerca de las políticas que se podrían aplicar en el sector”, algo que hizo que “bajara drásticamente el ritmo de las inversiones” con el consiguiente efecto en la actividad y el empleo.

Share
A %d blogueros les gusta esto: