Larraburu solicitó la prórroga de la Emergencia Frutícola

Larraburu solicitó la prórroga de la Emergencia Frutícola

La Senadora nacional del Frente de Todos, Silvina García Larraburu, se comunicó con el Ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca, Luis Basterra, a fin de solicitar la prórroga de Ley de Emergencia Económica, Productiva, Financiera y Social de la Cadena de Producción de Peras y Manzanas de las provincias de Neuquén, Río Negro, Mendoza, San Juan y La Pampa.

La rionegrina en conjunto con la Cámara Argentina de Fruticultores Integrados, presentó en febrero de 2020 una iniciativa con el objeto de volver a sancionar la emergencia frutícola, en tanto la situación crítica del sector continúa vigente. Además solicitó al Poder Ejecutivo que en uso de las facultades otorgadas por la ley, prorrogue la norma por un año más.

Actualmente el proyecto se encuentra en la Comisión de Presupuesto y Hacienda, sin embargo hasta que el mismo tenga tratamiento, es competencia del ejecutivo dar continuidad a la emergencia. Vale recordar que el proyecto fue acompañado por Senadores y Senadoras de las provincias afectadas, los cuales integran diversos espacios políticos: Weretilneck, Parrilli, Sapag, Marino, Fernández Sagasti, Verasay, Durango y López Valverde.

En la norma se establece la continuidad de la emergencia económica, productiva, financiera y social de la cadena de producción de peras y manzanas, por el plazo de un año. También se faculta al Poder Ejecutivo a instrumentar regímenes especiales de prórroga en el pago de obligaciones impositivas y de la seguridad social por parte de la AFIP y ANSES.

Sostuvo: “Cuando presentamos la Ley en febrero, los productores se encontraban en una situación complicada luego de cuatro años de políticas públicas perjudiciales hacia el sector. Cinco meses después y pandemia mediante, la crisis en la cadena frutícola es más acuciante y se profundiza en los eslabones más débiles de la actividad característica del Valle rionegrino”.

“Es fundamental dar respuestas a un sector que motoriza la economía de regiones enteras en cinco provincias del país. En esta coyuntura tan particular, aliviar la carga impositiva de los fruticultores permitirá garantizar la cadena de pagos a proveedores locales y resguardar los puestos de trabajo que directa e indirectamente se vinculan a la actividad”, concluyó.

Share
A %d blogueros les gusta esto: