ARSA dijo que Soria instala caños “sin permiso” y para parientes

ARSA dijo que Soria instala caños “sin permiso” y para parientes

La antigua contienda entre el intendente de Roca, Martín Soria, y la empresa provincial Aguas Rionegrinas amenaza con traspasar el umbral de los cruces pirotécnicos y adoptar un carácter judicial.

Las disputas llevan una escalada de más de seis años, durante los cuales Soria viene acusando al organismo provincial por el deplorable estado de la red cloacal y de agua en la ciudad, por “impericias técnicas” y por constantes roturas de calles que el Municipio pavimenta.

El epicentro está puesto hoy en la calle Güemes, la misma que Soria imagina como una vía clave para el desarrollo residencial y comercial de Roca, con bulevar y buena iluminación. El tramo es entre las avenidas Mendoza y Jujuy.

Precisamente sobre ese recorrido Aguas colocó la lupa, pues determinó que la Municipalidad hizo con sus máquinas una extensión a la red colectora cloacal sin permiso –clandestina, a juicio del organismo–. Es en calles Posadas, Bahía Blanca y Norberto Blanes, en las cercanías de dos terrenos que fueron adquiridos en subasta municipal por Mariano Valentín, actualmente esposo de la diputada nacional y hermana del intendente María Emilia Soria.

La empresa logró terminar (con demora y severas complicaciones que le costaron el puesto nada menos que al presidente Roger García) la esperada obra del recambio de un acueducto que abastece a 3.600 usuarios y que corre por Güemes.

El intendente Soria también anhelaba la culminación de esos trabajos para poder impulsar el corredor este-oeste del barrio San Cayetano, anuncio que tiene congelado .

 

Conexiones desautorizadas. El área técnica de Aguas Rionegrinas SA (ARSA) comunicó el 15 de agosto al subgerente de Regional Alto Valle, Maximiliano Giunta, las conexiones hechas por la Municipalidad “sin que se haya otorgado la factibilidad correspondiente”. Asegura que “el Municipio no informó del inicio de obra ni solicitó la inspección” correspondiente, por lo que “se procederá a la anulación de los tramos en su vinculación con las bocas de registro existentes”. Adjuntó a su notificación fotografías que muestran una retroexcavadora con el logo de la comuna realizando excavaciones sobre Posadas y Güemes.

Precisamente a partir de esa esquina y a lo largo de una cuadra sobre Güemes, hacia Bahía Blanca, se construyen departamentos. En esa cuadra clave hay dos propietarios que son familiares directos de Soria: su cuñado Valentín y su cuñada Victoria Argañaraz, esposa de su hermano y principal asesor en el Municipio Carlos Soria (h).

Desde Aguas sospechan que los trabajos podrían haber respondido a un gesto de favoritismo, considerando que familiares del jefe comunal se ven favorecidos por la obra.

 

Las compras. Valentín compró tres terrenos. Dos de casi 300 metros cuadrados cada uno en un remate público municipal de fracciones que habían sido espacio verde hasta que la ordenanza 42 las desafectó de esa condición en el 2008. Ese 4 de octubre de 2012 se subastaron un total de 51 lotes en toda la ciudad bajo ordenanza 38/12, con una base de 70.000 pesos.

Oficialmente, la Municipalidad informó que se tratan de los lotes 11 B por el que pagó 151.000 pesos y el 11 C que canceló por 168.000 pesos. En el momento de la compulsa, el comprador era novio de María Emilia Soria; aún no se habían casado. En esa oportunidad también adquirió un tercer terreno en el barrio Don Carlos por 134.000 pesos, de similares dimensiones a los anteriores.

Es decir que Valentín, declarado artesano, pagó 453.000 pesos en total. Eran entonces unos 96.300 dólares (a 4,70 la divisa). Valentín está registrado como monotributista para “venta al por menor de artículos textiles, excepto prendas de vestir, y de artículos de uso doméstico”.

En el 2014 las propiedades de calle Güemes fueron inscriptas en el Registro de la Propiedad Inmueble.

Luego, en julio de 2016 uno de los lotes (11 B) fue transferido a Victoria Argañaraz. La esposa de “Carlitos” Soria figura como agente de planta temporaria de la Cámara de Diputados de la Nación, escalafón AT-3. Revistaría bajo las órdenes de la diputada María Emilia Soria.

El propio Municipio –no un agrimensor particular– habría hecho la mensura para la aprobación de los planos que abrieron las puertas a la inversión de los parientes de Soria. Y esto tuvo anclaje legal en la ordenanza 4652 de junio de 2012 que –en su artículo 4º– habilita a la comuna a “realizar los respectivos planos de mensura para su fraccionamiento en aquellos casos en los que se pueda fraccionar en parcelas de menores dimensiones”. El artículo 5º incluye a los terrenos de sus familiares dentro de ese encuadre. La ordenanza lleva las firmas de Luis Di Giacomo, ex presidente del Concejo y actual ministro de Gobierno de Weretilneck, y de Daniel Abraham, ex secretario general del CD.

No obstante, hasta el año pasado, la diputada Soria sólo incorporó en su declaración jurada de bienes un lote destinado a inversión ingresado al patrimonio el 1 de marzo de 2013, con un 33,33% de titularidad. La adquisición de ese activo se registró un año antes de las compras realizadas por su actual marido.

Share